Vende en Amazon como un profesional

martes, 16. febrero 2021 | 0 Comentarios

Una cuarta parte de todas las ventas en el comercio minorista online en Alemania son generadas por Amazon. Esto hace que Amazon sea la tienda online más grande del país. También abre la posibilidad de que los vendedores externos vendan productos a través del sitio y generen ingresos. En el siguiente artículo, te mostraremos cómo funciona y cómo puedes maximizar tus ganancias como uno de los 40,000 emprendedores en la plataforma.

1. Elegir el producto adecuado

Antes de registrarte, ya deberías haberte decidido sobre el producto que deseas vender en Amazon. Es importante que tu producto no dependa de una temporada o de una tendencia actual. Debería ser interesante para los clientes a largo plazo para que te genere ganancias constantemente. Es por eso que vale la pena echar un vistazo a las categorías ya existentes y populares en la plataforma: estas incluyen, por ejemplo, tecnología, hogar, fitness, artículos para mascotas y juguetes. En cada categoría, existen los llamados “bestsellers”, que están marcados como tales porque se compran con mucha frecuencia y se califican bien. Basándote en estos artículos, puedes ver qué le gusta comprar a tus potenciales clientes y qué características valoran.

Lo mejor sería elegir un producto del que ya tengas algún conocimiento. Esto te permite optimizar el producto y destacar entre la multitud de otros vendedores. Además, puedes crear una descripción excelente, que a menudo es el criterio decisivo a la hora de comprar algo. El producto no debe ser ni demasiado caro ni demasiado barato. Es poco común que se elijan productos muy caros y los productos demasiado baratos dan la impresión de ser de mala calidad. Además de eso, los márgenes de beneficio serían tan bajos que habría que vender una gran cantidad de estos productos para generar suficientes ventas.

2. Registrarse como vendedor en Amazon

El siguiente paso es registrarse como vendedor. Aquí hay diferentes tarifas que puedes elegir, dependiendo de tu plan de ventas. Si tu intención es ganar dinero extra, la tarifa “Individual” es una buena opción: con esta tarifa pagas 0,99 euros por cada artículo vendido. Si quieres vender a un nivel más amplio, puedes optar por la tarifa “Profesional”, que viene como opción de tarifa plana por 39 euros al mes. Aquí, los costes incluso incluyen funciones adicionales como una visión general optimizada de las cifras de ventas y la posibilidad de colocar anuncios. Por último, debes recopilar todas las facturas proporcionadas por Amazon en tu cuenta de vendedor para poderlas contabilizar si es necesario. Si no estás seguro de cómo se hace, existen varios programas, como GetMyInvoices, que te pueden ayudar simplificando tu contabilidad. Las facturas se recopilan automáticamente e incluso se combinan con la transacción bancaria correspondiente. Esto te ahorra tiempo y las molestias de lidiar con el papeleo.

3. Cumplimiento de las pautas de Amazon

El gigante online tiene una reputación que perder. Es por eso que Amazon presta mucha atención al cumplimiento de sus políticas por parte de sus vendedores. Si no se cumple con algunas de sus políticas, se puede incurrir en el bloqueo de productos o incluso de perfiles. Por lo tanto, deberás conocer las reglas de la plataforma incluso antes de comenzar a vender. Hablando de reglas, el algoritmo de Amazon decide qué productos aparecen primero y, por lo tanto, los clientes los solicitan con mayor frecuencia. Se desconoce cómo funcionan exactamente estos algoritmos. Sin embargo, las excelentes reseñas de los clientes y una gran cantidad de ventas pueden ayudarte a llegar a una posición más alta en una búsqueda.

4. El marketplace internacional

Amazon es una plataforma de ventas que opera internacionalmente con su Marketplace. El entorno cercano por sí solo ofrece suficientes oportunidades para expandirse en el extranjero y así aumentar el alcance de tus productos. Dominar uno o más idiomas extranjeros es sin duda una ventaja, pero no una obligación. En el llamado programa Pan EU, Amazon se encarga tanto del procesamiento como del servicio al cliente. Las barreras del idioma son, por tanto, cosa del pasado.

5. El cliente es lo más importante

Amazon es conocido por su excelente servicio al cliente. Además de la amplia gama de productos, es una de las principales razones por las que tanta gente confía en sus tiendas online. Por lo tanto, la plataforma intenta recibir devoluciones o malas críticas lo menos posible. Especialmente con los nuevos vendedores, que a menudo todavía tienen margen de mejora, las malas calificaciones pueden terminar rápidamente siendo imperdonables: si las críticas suelen ser siempre negativas, debes contar con una solicitud de Amazon para mejorarlas. Si esto no sucede, es posible que se bloquee la cuenta.

Por eso, especialmente al inicio de tu actividad, debes prestar atención a la impecable calidad de tus productos. También es útil adjuntar una pequeña nota a la mercancía, en la que solicitas ponerse en contacto con el servicio de atención al cliente en caso de insatisfacción, para solucionar el problema. El fundador de Amazon, Jeff Bezos, aconseja comenzar con los deseos y necesidades del cliente y trabajar desde allí para ofrecer un producto que realmente satisfaga las necesidades del comprador.

Si no tienes la capacidad suficiente, puedes confiar en el “Fulfillment by Amazon” (FBA – Logística de Amazon): este servicio que pone a disposición Amazon, te ofrece sus propios almacenes, además de encarga del envío y del servicio al cliente.

6. Más rápido, más rápido, Amazon

Aquellos días en los que un pedido online tardaba varias semanas en llegar han quedado atrás. Amazon también es pionera en esto y no solo entrega en un par de días, sino incluso al día siguiente o el mismo día. Por lo tanto, las expectativas de los clientes son muy altas y en su cuenta de vendedor se anotan los pedidos que se enviaron o entregaron demasiado tarde.

Si procesas tus pedidos a través de la Logística de Amazon, no tendrás que preocuparte por esto, porque los productos se envían rápidamente desde el almacén de Amazon con la etiqueta Prime. De lo contrario, si gestionas tú mismo el envío, puedes elegir el mensajero, pero deberás esperar un tiempo de entrega de dos a tres días. Si logras enviar los productos el mismo día, puedes obtener el logotipo de Prime y enviar los productos con las etiquetas de envío de Amazon en el futuro.

7. Optimización de la página
Necesitas una página que llame la atención para poder ofrecer tus productos con éxito. La página no solo debe contener imágenes y una descripción lo más precisa posible del producto, sino también un número de identificación (EAN) y un número de artículo (SKU). Las imágenes deben ser en alta resolución y el texto no debe contener errores gramaticales u ortográficos para garantizar seriedad. La descripción también debe estar optimizada para SEO, es decir, contener las palabras clave que los compradores buscan en Amazon. Puedes encontrar estas palabras clave, por ejemplo, en los títulos de productos de la competencia.

Pruebe GetMyInvoices
ahora de forma gratuita durante 14 días

Vea las ventajas de la gestión automatizada de facturas:
Mejor visión de conjunto. Menos trabajo contable.
Más tiempo para sus ideas.

Prueba gratis

Deja tu respuesta

Weitere interessante
Beiträge

Consejos para automatizar el procesamiento de facturas y cobrar más rápido

Los largos ciclos de procesamiento de facturas y la falta de claridad en los datos...

23.03.2021

Automatiza las formas de cobrar recibos y facturas

La facturación es una parte crucial de cada negocio y la gestión adecuada de las...

03.09.2021

Despídete de la destrucción de documentos

Estamos a principio de año y ha llegado nuevamente el momento de destruir documentos. Al...

03.02.2021